Por qué necesitas una acción emocional en Navidad para fidelizar clientes

accion_emocional_fidelizar_clientes_home

Con el puente de noviembre a la vuelta de la esquina y las tabletas de Suchard en las estanterías de todos los hipermercados (y confieso que alguna que otra también en mi despensa) puedo decir que la Navidad está ya entre nosotros.

Vender, vender, vender… Parece que el símbolo del dólar se refleja en los ojos de miles de emprendedores en todo el mundo.

Este es el objetivo número uno de muchas empresas en la época navideña. Todo hay que decirlo, pero es que hay negocios se lo juegan todo en Navidad, incluso llegan a multiplicar sus ventas de manera sobresaliente.

A estas alturas la campaña de Navidad ya la tendrías que tener preparada, pero me temo que posiblemente todavía no te has puesto manos a la obra, así que antes de seguir leyendo si necesitas unas nociones básicas te recomiendo que leas con calma este post “Cómo crear una campaña de Navidad en 7 pasos para salir en los medios.”

Sé que he empezado hablando de vender y facturar… pero con hoy pretendo mostrarte cómo fidelizar a tus clientes con una campaña de comunicación.

¿Fidelizar? Si no sabes muy bien a que me refiero te diría que es como cuidar a tus clientes sin pretender nada a cambio (se supone… porque no deja de ser una acción estratégica para conseguir algo), acordarte de ellos de manera más emocional, mandar un mensaje para no vender, empatizar… En conclusión, ser un poco más humanos sin que haya transacciones económicas de por medio porque realmente ya las ha habido o las habrá.

Fidelizar a clientes significa cultivar la relación y premiarles por haber estado a tu lado.

La fidelización de clientes debe formar parte de la estrategia de comunicación de cualquier empresa y tiene que tener un componente emocional que te permita conectar con ellos.

A través de acciones emocionales puedes conseguir que un cliente siga siendo fiel a tu marca. Esto no sólo significa que siga comprando tus productos o servicios, sino que además conecte con tu filosofía, tenga un feeling especial con lo que dices o haces y se convierta en el mejor prescriptor de tu negocio al recomendarte a familiares y amigos.

En definitiva, fidelizar clientes es sinónimo de trabajar para mantener los vínculos entre tu marca y los clientes.

Sin duda, la Navidad es un momento excelente para demostrarles todo lo que te importan y acordarte de ellos sin buscar nada a cambio.

Se trata de dar sin recibir, y la época navideña es una de las fechas más propicias para ello.

Incluir en tu estrategia alguna acción emocional para conectar con tus clientes habituales tiene que estar también entre tus objetivos esta Navidad.

 

Cuáles son las ventajas de trabajar la fidelización de clientes a través de una campaña en Navidad:

  • Ahorro en marketing y publicidad

Los clientes más fieles son los mejores embajadores para tu marca. Recomendarán tu producto o servicio allá donde vayan, entre su círculo más cercano y, por supuesto, a través de sus redes sociales. Esto supone para tu empresa un enorme ahorro económico ya que la inversión en fidelizar clientes es menor que la destinada a conseguir nuevos clientes. Asimismo, el retorno derivado de las estrategias para fidelizar es mayor que las dirigidas a potenciales clientes.

  • Más ventas y mayores ingresos

Los clientes leales a tu marca son más rentables que los clientes esporádicos. Sus compras son más asiduas y recurrentes y suelen gastarse más dinero. Además, al cliente fidelizado no le importa tanto el precio como sí el valor añadido del producto o servicio.

  • Mayor diferenciación de tu competencia y posicionamiento en el sector

El hecho de que una empresa o negocio cuente con fuertes vínculos con sus clientes le otorga un valor añadido y lo convierte en un aspecto diferencial de la marca frente a la competencia.

  • Mejora tu reputación e imagen de marca

Que una empresa trabaje la relación con su cartera de clientes y no esté en permanente búsqueda de potenciales clientes refuerza la credibilidad y la confianza de la marca.

  • Mayor facilidad para introducir un producto o servicio en el mercado

Los clientes fidelizados no sólo son prescriptores de tu marca, sino que pueden ayudarte a introducir y asentar un nuevo producto o servicio en un nicho de mercado concreto, siendo incluso más eficaces en un determinado momento que cualquier otra estrategia de marketing.

  • Fuente de información e inspiración

Los clientes leales son una fuente de información que no debes ignorar y que pueden ser de mucha utilidad para tu negocio. Escucharles puede ayudarte a detectar posibles incidencias sobre un determinado aspecto de un producto o servicio o darte ideas a la hora de hacer nuevos lanzamientos.

 

Qué componentes tiene que tener tu estrategia para fidelizar clientes en Navidad

Elegir la Navidad para llevar a cabo una acción de fidelización no es fruto de la casualidad.

La época navideña es en sí un componente muy potente para que la estrategia de fidelización cumpla con éxito los objetivos marcados: crear un vínculo fuerte con el cliente.

En Navidad los sentimientos están más a flor de piel, todos estamos más receptivos a recibir mensajes emotivos y somos más vulnerables ante las campañas de publicidad y marketing, en definitiva, somos el blanco perfecto para sentir el flechazo definitivo por esa marca que tanto nos gusta o con la que nos sentimos identificados.

A través, por ejemplo, de una felicitación navideña, un pequeño detalle o un evento puedes terminar de cautivar a un cliente. Sin embargo no es suficiente con comprar el primer Christmas con el que te topes o hacer un regalo de lo primero que se te ocurra.

Y ahora mi consejo… Una acción encaminada a la fidelización tiene que tener estos elementos:

  • Emoción: apela a los sentimientos y emociones del receptor. El objetivo del mensaje no es vender nada sino llegar directamente al corazón del cliente.
  • Exclusividad (personalización): personalizar la felicitación o el regalo o hacer un evento exclusivamente para tus clientes más habituales es una forma de que estos se sientan únicos y especiales. Grabar sus iniciales en alguna lámina o pieza, escribir una carta de tu propio puño o letra…
  • Valor añadido: los clientes leales son aquellos que encuentran en tu producto o servicio un valor añadido. Esto significa que la acción de fidelización tiene que cumplir con sus expectativas. Ellos esperan algo más y tú debes encontrar ese “algo” que les haga sentir especiales…

En definitiva, tu acción de fidelización en Navidad no tiene que responder a las necesidades de tus clientes, sino a sus sentimientos.

¿Te animas a poner en marcha una acción de fidelización?

¿Quieres aprender a comunicar eficazmente?

Únete a mi comunidad y descubre cómo tú también puedes marcar la diferencia si sigues mis consejos semanales.

2 respuestas a “Por qué necesitas una acción emocional en Navidad para fidelizar clientes

  1. ¡Qué bien Eli! Ahora mismo estoy en la incertidumbre de: si hago una campaña de fidelización de clientes o si creo una oferta con alguno de nuestros servicios para aumentar las ventas en esta Navidad (o ambas).
    Tu artículo me sirve de inspiración para sentar un poco de cabeza y no querer hacer mil cosas a la vez ;)

    1. ¡Hola, Liana!

      No son campañas incompatibles en tiempo porque te dirigirías a públicos diferentes y podrías desarrollarlas en la misma época sin saturar a nadie. El “problema” son los recursos que tienes que destinar a ello y que eres tú quien tienes que dirigir esas campañas y el tiempo es limitado, así que es cuestión de valorar y priorizar :)

      Mucho ánimo y seguro que tomarás la decisión correcta.

      Un abrazo,
      Eli.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *